Voy a contaros un secreto, nunca le presté mucha atención a la fotografia pese a que en mi casa siempre ha estado muy presente este mundillo. Aún conservo antiguas cámaras de cajón y diversos artilugios de mi abuelo que ya por los años 50 se dedicaba a ello. Por casualidad una cámara se posó en mis manos un día y desde entonces no he podido soltarla. Ese fue el detonante de lo que a día de hoy es mi pasión. Durante mis clases en la Facultad de Bellas Artes siempre estaba fascinado sobre cómo las tendencias se movían y se desarrollaban en los últimos años. Durante la universidad aprendí muchas disciplinas artísticas, pero lo que más me llamaba la atención era la ilustración, diseño, animación, iluminación y medios visuales. Una vez acabada la carrera me encontré cada vez más dispuesto por sentir la fotografía muy de cerca hasta que la oportunidad de enseñar lo que más me gusta llegó en 2005. Desde entonces, me dedico a la docencia y a la formación de fotógrafos. Más tarde decidí ir un poco más allá con la puesta en marcha de Calle Fotografía y a día de hoy no puedo estar más feliz. Cuando uno trabaja en lo que le gusta, el tiempo deja de ser un lastre, porque lo que realmente te importa son los resultados,la satisfacción personal y la de tus clientes. Soy un firme creyente de que nunca se deja de aprender, siempre hay algo nuevo y hermoso a la vuelta de la esquina. Espero en un futuro poder dedicaros un pedacito de mi forma de ver el mundo.

Nos encantaría ser testigos de vuestro gran día

Si te gusta nuestro trabajo no dudes en ponerte en contacto con nosotros cuanto antes para ver si tenemos tu fecha disponible

Share This